Le sale más “cola” al exgobernador Duarte

36

CIUDAD DE MÉXICO.- Además de la acusación de desvío de mil 670 millones de pesos del erario de Veracruz, Javier Duarte se embolsó otros 350 millones de pesos, reveló José Juan Janeiro Rodríguez, principal cerebro financiero del ex Mandatario y testigo colaborador de la PGR.

Janeiro indicó que el Gobierno de Veracruz depositó ese monto a empresas “fantasma”, sin tomarse siquiera la molestia de simular un contrato fraudulento, como acostumbraban a hacerlo.

No hubo licitación, no hubo adjudicación directa ni tampoco hubo contrato: sólo el depósito directo a las cuentas bancarias. Después, dispersarían el dinero en el sistema financiero, según la declaración que rindió el 2 de febrero en España.

El testigo contó a la PGR que ese dinero llegó al final al propio ex Mandatario y a su principal prestanombres Moisés Mansur Cisneyros.

El abogado fiscalista conoció a Duarte precisamente por medio de Mansur.

Reveló que el entonces Gobernador le solicitó sus servicios para que le ayudara a “gestionar” empresas que manejaran “facturación y dispersión” de un crédito que había conseguido.

“El 15 de enero de 2016 me recibió en una cita de empresas para servicios de facturación, porque el Gobierno de Veracruz había procedido a dispersar el dinero”, dijo Janeiro.

Según el abogado, en aquella ocasión le explicó a Duarte que no estaba resuelto el problema de los 350 millones de pesos, transferidos desde las arcas del Gobierno estatal en diciembre de 2015.

Entregan a hermano 100 placas para taxi.

Por órdenes de Javier Duarte, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de Veracruz entregó 100 concesiones para taxi a su hermano Cecil Duarte de Ochoa.

Así lo declaró Arturo Bermúdez Zurita, el ahora detenido ex titular de la SSP, quien afirmó que en un principio el entonces Gobernador le había ordenado entregar un total de 300 juegos de placas, pero no se cumplió cabalmente con la instrucción.

En su testimonio rendido el pasado 13 de diciembre ante la Procuraduría General de la República (PGR), el ex funcionario también dijo que la esposa de Duarte, Karime Macías, ordenó en su momento a la Secretaría de Finanzas hacerse cargo de los pagos a medios de comunicación, sin embargo ese dinero fue desviado a empresas fachada.

“Karime, en 3 ocasiones, convocó a reunión para acordar cómo comunicar las acciones y logros de gobierno.

“Comunicó que la Secretaría de Finanzas pagara gastos de comunicación a los medios, pero en realidad se pagaron a empresas fachadas”, manifestó.

En su testimonio, dado a conocer en la audiencia de de vinculación a proceso de Duarte el pasado sábado, Bermúdez dice que en su momento se opuso a la orden del entonces mandatario de canalizar en la Secretaría de Finanzas los recursos federales que recibía la SSP, con el propósito de que fuera usado para pagar proveedores diversos.

Su renuencia le trajo el aislamiento en la Administración duartista, porque dejó de ser convocado a las reuniones de gabinete.

Lo anterior lo llevó a tomar la decisión de presentar su renuncia al Gobierno estatal, pero no pudo irse porque indicó que fue amenazado por Duarte.

“Le presenté mi renuncia a Duarte y éste me dijo ‘no te vas, llegaste conmigo y te vas conmigo, o atente a las consecuencias'”, señaló.

 

nvinoticias.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here